Estreno en Barcelona de La Chana

Ya se ha estrenado la película sobre la bailaora Antonia Santiago, La Chana, en Barcelona.

Fue el domingo 28 de mayo, en el día de clausura del festival DOCS Barcelona.

En el cine Aribau, uno de esos pocos cines de los de antes que quedan en Barcelona. Mil localidades. Y lleno. Y el público aplaudiendo entusiasmado a Antonia Santiago. Durante la proyección se oyeron unos cuantos oles, unas cuantas risas y algún llanto. Cuando se acabó, el aplauso unánime. En el momento que La Chana se acercaba al escenario para saludar, caminando con dificultad por el pasillo lateral, todo el público en pie aplaudiéndola, de nuevo. Después de su zapateado a 12 tiempos con el Costi y el Bocaíllo, la apoteosis. El mejor homenaje. En vida y rodeada de los suyos. Pura emoción.

dav

Público aplaudiendo a La Chana en el cine Aribau de Barcelona, 28-5-2017.

Antonia ha llegado a los 70 años con un precioso regalo bajo el brazo. Lucija Stojevic, Beatriz del Pozo y todo el equipo de Noon-Films han hecho un gran trabajo. La película cuenta la historia de La Chana bailaora y la Antonia mujer, gitana y maltratada por su ex-marido. Buena ama de casa, madre coraje, niña traviesa y, sobre todo, gran artista. Una de esas pocas personas nacidas con el don de atraer a los duendes, de saber conectar con el público en cualquier momento y bajo cualquier circunstancia para mostrar su talento. Ya sea bailando, cantando, o recitando por soleá.

La película tiene momentos de gran belleza y me voy a detener en uno de mis favoritos, ese en el que los pies y los brazos de La Chana acompañan los dedos ágiles y veloces de otra grande en mayúsculas, Alicia de Larrocha. Se escucha La Campanella de Listz sobre un tema de Paganini, de 1851. Una obra para piano muy virtuosa y de claro sabor español. La Chana lo bailó en el comedor de su casa, el día después de recibir una infiltración en sus maltrechas rodillas. Se rodaron tres tomas y, evidentemente, la que vemos en la película fue la primera. Todo esto lo sé porque Beatriz del Pozo, además de ser el apoyo constante de La Chana durante tantos años y formar parte de la producción de la película, es una excelente pianista de formación clásica. Y ha tenido el gusto y la delicadeza de juntar a dos de sus grandes amores artísticos, La Chana y Alicia de Larrocha. A mí me ha encantado. La foto de Samuel Navarrete es de esta grabación.

La Chana por Samuel Navarrete

Si alguien no conocía La Campanella, aquí un audio en youtube:

Otro momento muy intenso de la película (y ya no voy a decir nada más) se produce cuando La Chana explica que estuvo bailando en Madrid con varias costillas rotas por culpa del bestia de su ex-marido. La Chana es un ejemplo de superación, un motivo para la esperanza. Ojalá ninguna otra mujer tenga que pasar por el infierno del maltrato. El baile de La Chana nunca debería haberse silenciado, como los ruiseñores en la novela de Harper Lee:

“Mockingbirds don’t do one thing but make music for us to enjoy . . . but sing their hearts out for us”.

La Chana es un ruiseñor que baila. Gracias Chana. Gracias Lucija. Gracias Beatriz.

 

WhatsApp Image 2017-05-28 at 22.52.47

dav

Aquí bailó La Chana.

La siguiente oportunidad para ver la película, el estreno, oficial, oficial, será el 3 de noviembre en el TNC. ¡Allí nos vemos!

 

 

 

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>