Itinerario Carmen Amaya por Barcelona

Por si alguien quiere seguir la huella de Carmen Amaya por la ciudad de Barcelona, aquí va un posible itinerario:

1. Empezaríamos en el barrio del Clot, en la calle Escoles, esquina Escultors Claperós, con los murales de arte urbano de Btoy y Uriginal que pintaron en diciembre de 2013, como bonito homenaje a los cincuenta años de la muerte de Carmen. El proyecto estaba dentro de lo que se llamó OpenWalls Showcase 2013

Como apunte histórico, anotar que se han inspirado en la famosísima foto de Colita de Carmen Amaya con abrigo de astracán mientras rodaba la película Los Tarantos en 1962 y en la pirateadísima foto de Manel Gausa para la revista Distinción, en 1959, con motivo de su espectáculo en el Palau de la Música.

Carmen Amaya por Colita, 1962.

Carmen Amaya por Manel Gausa, 1959.

En este enlace, Sonia Salmerón, de Kaliuflamenco.com, entrevista a los artistas de los grafittis.

2. Seguiríamos por la Plaça de la Hispanitat, cerca de la Sagrada Familia, en la medianera del número 5 de la calle de Enamorats, donde un enorme trampantojo dibuja a diferentes personajes que tuvieron relación con la ciudad de Barcelona. Este proyecto, llamado Balcons de Barcelona fue inaugurado el 24 de febrero de 1992, después de tres años de obras. En el primer piso podemos observar a Carmen Amaya rodeada por los pintores Joan Miró y Picasso.

Miró, Carmen Amaya y Picasso, foto procedente del blog “Las crónicas de Thot”. http://lascronicasdethot.blogspot.com.es/2014/05/mural-balcons-barcelona-cite-creation.html

 3. Ahora nos acercaríamos al mar, ese mar que enseñó a Carmen a bailar. La pared del cementerio es, desde 1993, la calle Carmen Amaya, aunque los datos de la placa no están actualizados. La mayoría de los aficionados a Carmen Amaya ya saben que no nació en 1913. Como hemos puesto de manifiesto en las últimas investigaciones, lo más probable es que naciera en 1918. Esta calle antes era el Camí de rere cementiri.

Foto de Pere Parera, para el Arxiu Històric del Poblenou

4. A continuación, y recorriendo lo que fue el antiguo Somorrostro, llegaríamos al final del barrio de la Barceloneta, a la Plaza de Brugada, donde en 1959 se inauguró la fuente Carmen Amaya, de Rafael Solanic, gracias a la mediación del periodista y amigo de la artista, Josep Maria Massip, con el gobierno del alcalde Porcioles. En 2003 se hizo una adecuación modernizada del espacio, inscribiendo su nombre y eliminando el muro que la separaba del Paseo Marítimo.

Adecuación modernizada de la fuente, de 2003.

Font Carmen Amaya, 2003.

5. Pasando el ecuador de este itinerario llegaríamos al curioso Museo de Cera de Barcelona, en el pasaje de la Banca, 7, bajando por las Ramblas a la izquierda, cerca ya de Colón.

Gracias a la amabilidad de Andreu y sus compañeros, pude comprobar que la cueva gitana sigue allí, recordando a Antonio, Pastora Imperio, La Chunga, Carmen Amaya y un Peret que debe ser de las pocas estatuas que hay de alguien que todavía está vivito y coleando(*). El museo fue inaugurado en 1973 y la gran mayoría de espacios fueron creados y diseñados por el decorador de cine Enrique Alarcón. El edificio, con mucho encanto, fue erigido en 1867 por el arquitecto Elies Rogent.

Fachada del Museo de cera, Barcelona

Cueva gitana, Museo de cera, Barcelona

Detalle de Carmen Amaya en el Museo de cera, Barcelona.

(*) Peret murió el 27 de agosto de 2014, pocos meses después de escribir esta entrada.

6. En la montaña de Montjuïc encontramos dos presencias de Carmen. La primera es la estatua de Josep Cañas que se colocó en los alrededores de lo que antiguamente era el parque de atracciones de Montjuïc, en 1966.

Escultura de Josep Cañas, 1966, Montjuïc

Ahora, que ya no existe el parque de atracciones, se ha reubicado en lo que se llaman los Jardines Brossa, en un lateral, un poco escondida, rodeada de vegetación:

Carmen en los Jardines Brossa

7. And last but no least, acabamos en el Tablao de Carmen, dentro del Pueblo Español, donde puede que Carmen actuara en 1929 o 1930 en lo que se llamaba El Patio del Farolillo, el local nocturno con flamenco más famoso de la época. Desde 1980 cambió de dueños, de nombre, y de decoración y se convirtió en un clásico tablao. Gracias a Sunchi, a Pedro de Miguel (qepd) y a todo su equipo se mantiene viva la esencia y la presencia de Carmen. En el interior del tablao se pueden ver, colgadas en las paredes, variadas fotografías de Carmen, del archivo personal que conserva Sunchi, viuda de Agüero. Por si alguien no se había enterado, el elenco flamenco es de primera y la comida que sirven, de categoría.

Interior del Tablao de Carmen

Podríamos añadir que en el Centre Cívic Barceloneta tienen una sala de ensayo dedicada a Carmen Amaya y que el Mercat de les Flors, desde el 2013 pasado, también dio nombre a una de sus salas.

Hasta aquí mi propuesta de itinerario amayesco por Barcelona. Cualquier nuevo rinconcito por descubrir y compartir, será muy bienvenido.

4 comentarios

  1. Montse, muchísimas gracias por este post – la información sobre el fotógrafo de la foto del 59 es importante en cuanto a permisos para su publicación. Creo recordar que esta foto esta en nypl sin atribución. beso fuerte, Meira

  2. Gracias a ti Meira, por seguir por aquí. La foto de Manel Gausa, sí, fue publicada, por primera vez, el 1-3-1959 para la revista Distinción, una revista de papel “couché” barcelonesa dirigida por Carles Soldevila. Manel Gausa le hizo un reportaje a Carmen en el camerino del Palau de la Música. Hay otras fotos de él, del mismo reportaje, que circulan por la red sin padre ni madre. Pero vaya, como tantas otras… iremos desfaciendo entuertos poquito a poquito.
    Un fuerte abrazo,
    Montse

  3. […] Santos de Veracruz es un gran aficionado al flamenco, un pintaor, y no era la primera vez que se aproximaba al mundo de Carmen Amaya. Suya es la portada del DVD “Granizo sobre los cristales”, documental de David Prats realizado en 2003 sobre la capitana que cogía por título las palabras (“la grêle sur les vitres”) que le dedicó Jean Cocteau después de verla actuar en París en 1948: Carmen Amaya c’est la grêle sur les vitres, un cri d’hirondelle, un cigare noir fumé par une femme rêveuse, un tonnerre d’applaudissements. Lorsque sa famille s’abat sur une ville, elle y suprime la laideur, la lenteur, le morne, comme un vol d’insectes décore les feuilles des arbres. Depuis le Ballet Russe de Serge Diaghilev, nous n’avions pas retrouvé ces rendez-vous d’amour qui se donnent dans une salle de théâtre. Evidentemente, la visita a la Bodega Saltó del Poble Sec pasa a formar parte del “Itinerario Carmen Amaya por Barcelona”: […]

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>